[Francia] ¡Alto a la islamofobia de Estado!

Desde Arboreá ofrecemos la traducción de este comunicado del “Frente contra la Islamofobia y por la igualdad de derechos para todas y todos” que, desde Francia, está luchando contra el gobierno de Emmanuel Macron y sus leyes racistas en las calles y a través de esta recogida de firmas.
 

¡Alto a la islamofobia de estado!

El Senado acaba de votar la prohibición para las madres acompañantes de llevar hijab, la prohibición del burkini en las piscinas y espacios de baño públicos, así como la prohibición de llevar elementos religiosos para los menores en el espacio público.

El momento es extremadamente grave. El punto de no retorno ha llegado

Aprovechándose de nuestras emociones provocadas por los actos terroristas, el gobierno, la Asamblea Nacional y el Senado continúan acusando e instrumentalizando al Islam, nuestras prácticas religiosas y nuestros cuerpos. Atacan no sólo nuestra dignidad, sino nuestra libertad y toma de conciencia, instaurando continuamente más restricciones, coerciones y obligaciones para las personas musulmanas -especialmente para las mujeres- haciendo de nosotras y nosotros enemigos internos. La ley contra el llamado “separatismo” o “de refuerzo de los principios republicanos” es un ataque sin precedentes contra los derechos de los y las musulmanes a practicar libremente su religión.

Nuestros niños y niñas están en peligro. Y no es el islamista quien les amenaza, como les gustaría hacer creer a las teorías conspirativas de nuestra gobierno, sino es el Estado en sí mismo quien, en sus instituciones, principalmente por medio del proyecto de ley contra el llamado separatismo, legaliza, normaliza y amplifica las discriminaciones hacia las mujeres que llevan velo. A partir de la ley del 2004, les medidas restrictivas en contra de las mujeres que portan el velo -sean alumnas, estudiantes o madres- no dejan de aumentar.

Con estas leyes, no sólo se busca controlar a las mujeres musulmanas, sino privar de educación a nuestros niños y nuestras niñas, traumatizándoles a través de incontables escenas de humillación y deshumanización.

Con esta ley, el Gobierno de Macron sabe que abre más aún la caja de Pandora permitiendo una escalada del racismo sin fin. El Presidente de la República ya ha declarado que “el velo no es acorde con la educación en nuestro país”. Su gobierno se ha lanzado a la caza contra las llamadas “muestras débiles de radicalización”, para realmente hacer un guiño a los sectores electorales más racistas.

Más que nunca, afirmamos que los musulmanes y las musulmanas de este país no seremos el trampolín de los candidatos electorales presidenciales que tiene o alimentan un discurso y leyes islamófobas.

Examinaremos las propuestas y programas electorales de unos y de otros para denunciar local y nacionalmente las posturas islamófobas. 

Después de haber reunido a miles de personas en las calles de las mayores ciudades de Francia el pasado domingo 21 de marzo, con el Frente contra la Islamofobia y por la Igualdad de Derechos para todos/as seguiremos en nuestro combate para existir en igualdad de tratos y de derechos.

Por una oposición a la Ley contra el pretendido separatismo!

¡Elevamos nuestras voces contra el aumento de la islamofobia que nos priva de nuestros derechos fundamentales!

¡Por nuestra dignidad y la de nuestras niñas y niños!

Como actualización, informamos en base a una nota que se publicó ayer en la página web del Frente Unido de Migrantes y Barrios Populares, que, en un clima lleno de actos racistas (llamamiento por redes a envenenar los productos halal de los supermercados; incendio de la mezquita Arrhama en Nantes; la aparición de pintadas islamófobas en las paredes del centro cultural Avicena en Rennes; la detención de un nazi que amenazaba hacer un atentado contra la mezquita de Mans, etc.), se han introducido nuevas enmiendas en el Senado que agravan la ley, atentando y criminalizando aún más a la población musulmana y, en concreto, a sus mujeres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.